nombre
 
contraseña Entrar
Registrarse | Olvidó su contraseña
Banco Bibliográfico > APPROACHES TO POSITIVE YOUTH DEVELOPMENT > Capitulo 7 : ¡Tú no! ¡Aquí no! ¡Ahora no!

Sin Partes

CAPITULO 7. ¡Tú no! ¡Aquí no! ¡Ahora no!

En este capítulo se estudia por qué muchos jóvenes con talento no logran sus objetivos. Pueden ser características personales, como el sexo, la clase social, la etnia, lo que le impide progresar. O puede ser debido al bajo nivel socioeconómico, falta de información, de recursos. Los procesos de selección en nuestra sociedad son muy competitivos. En otros casos el contexto no anima a realizar los proyectos de un joven, o los impide. Hay que reconocer una actividad como importante, en la sociedad, para luego apoyar a las personas con talento en la misma. Hay programas para fomentar determinados talentos que se suelen eliminar los primeros cuando falta presupuesto, como en las artes. La cultura o subcultura de un joven puede disuadirle de tener éxito, por mantener su identidad colectiva. En otros casos es la edad, la que se convierte en una barrera para desenvolverse: las artes necesitan fomentarse desde la infancia, desarrollarse en la adolescencia y tener oportunidades para trabajar más adelante en ellas. En algunos momentos las sociedades no facilitan la creatividad, puede ser por los roles que se conceden a las mujeres, por ejemplo, o a miembros de las minorías.

Hay dos tipos de logros: uno es en el colegio, que puede ser extraordinario, y otro es en actividades creativas, hay que diferenciarlos para educarlos. Hay jóvenes con mucha inteligencia que sin embargo no tienen capacidades creativas, y esta es una de las razones por las que no logran todos sus objetivos. Hay personas que de niños no han sido considerados superdotados, y que sin embargo tenían una capacidad especial en algún área y han hecho posteriormente contribuciones en esos campos. Por qué algunos chicos con talentos y dones artísticos lo dejan a la mitad de su proyecto, es algo que requiere investigación. Otra pregunta es por qué algunos ni siquiera lo intentan. Puede ser la falta de tiempo, de recursos, de redes sociales para desarrollar los talentos innatos, falta de orientación o de información, falta de instrucción concreta, incapacidad para centrarse en sus áreas de interés y mantenerse, incompatibilidad con otros valores culturales, no atravesar bien los cambios de la pubertad, no adaptarse a los nuevos roles vitales, tener un mal estilo explicativo de los éxitos y fracasos, desilusiones, problemas o cansancios. Hay que investigar sobre cómo las personas dejan de seguir un talento determinado y cómo superan ese cambio y se centran en otra cosa.

Capitulo AnteriorVolver al Indice Capitulo Siguiente


acerca de | nota legal | condiciones de uso | contacto | Optimizada para Internet Explorer 800x600
© Empresas Filosóficas S.L. | joseantoniomarina.net | | Diseño web