nombre
 
contraseña Entrar
Registrarse | Olvidó su contraseña
Banco Bibliográfico > The Development of the Person > Capitulo 5 : Adaptación en el primer año

Desarrollo y adaptación

CAPITULO 5. Adaptación en el primer año

En la primera infancia el estudio se centró en la calidad de los cuidados paternos, en cuales eran los determinantes de una buena maternidad, y en cómo el cuidado del niño se relacionaba con la calidad de las relaciones de apego entre bebe y padres, y en la influencias del contexto sobre su desarrollo temprano. Se demostró que había muchos niveles de influencia sobre este primer proceso evolutivo de la personalidad. La sensibilidad del cuidador hacia su bebé, no era tanto resultado de sus características individuales o de personalidad, sino de la interacción de muchos factores del entorno – de una complejidad psíquica-. Se demostró que la sensibilidad y la atención al niño predecía la calidad de las relaciones de apego, siendo la medida del desarrollo del bebé más integradora y que reúne todos los logros del bebé en esta etapa. Las diferencias en cuanto a la calidad de la interacción entre el cuidador y el bebé se distinguían por la combinación entre las fortalezas y las debilidades (vulnerabilidades) de los dos miembros de la relación de cuidado, pero dentro de un contexto más amplio, en el que intervienen fuentes de estrés y a su vez redes de apoyo social. Se encontró un patrón de resultados, que demostraba esta red de influencias, desde la relación personal cuidador-bebé, hasta el contexto en que se produce, de manera repetida a lo largo del estudio. Cuando los padres o madres tenían poca sensibilidad a la complejidad psicológica del bebé – complejidad que es un mecanismo de adaptación al entorno y de vinculación afectiva-, se podía predecir un trato al bebé más duro, más irresponsable, con cuidados menos atentos. Algunas madres demostraban una gran dificultad para comprender a sus bebés y también sus propios sentimientos, además que vivir en las situaciones de estrés propias de algunas de estas familias, sin las redes de apoyo necesarias y algunas habiendo tenido una infancia en la que no recibieron los cuidados adecuados. Si además estas madres tenían personalidades hostiles o desconfiadas, todo esto predecía unos cuidados irresponsables, e incluso de abuso hacia el niño. Los autores consideran que la seguridad en el apego, un logro fundamental de este primer años, proviene de la experiencia del cuidado. Cuando los bebés adquieren confianza de que sus cuidadores están disponibles y tienen unas respuestas positivas, es porque estos se lo demuestran constantemente. La seguridad en el apego con un cuidador refleja un historia de interacciones positivas y también que el apego está sujeto al cambio, de forma que puede ser más inseguro unas veces, y otras más seguro, en la medida en que los padres logran comprender al niño y proporcionarle los cuidados que necesita de manera sensible, o en función de la dificultad de las situaciones vitales de la familia. Cuando el entorno socioeconómico y familiar es menos estable, y los cuidados al niño varían más, el apego es más inseguro, y a su vez, cuando los padres lograban pasar de un apego con ansiedad a un apego seguro, informaban de que sus circunstancias vitales habían mejorado y tenían menores problemas. La seguridad en el vínculo de apego con las madres se veía perjudicada cuando la madre sentía menos alegría y otras emociones positivas con sus hijos, menos placer en la relación, menos gratificaicones, ya durante el primer año. No solo se trataba, por tanto de la habilidad en el cuidado, sino también de la afectividad, que tiene un papel fundamental en el desarrollo de las capacidades de interacción en el segundo año del niño. Entre los 12 y 18 meses, cuando hay este crecimiento en la relación afectiva, se encontraba un cambio desde actitudes negativas hacia el embarazo, hacia otras más positivas, junto con mejores cuidados, lo que cambia el entorno: las madres maduran, se hacen cargo de las tareas de cuidado y los niños empiezan a progresar.

Capitulo AnteriorVolver al Indice Capitulo Siguiente


acerca de | nota legal | condiciones de uso | contacto | Optimizada para Internet Explorer 800x600
© Empresas Filosóficas S.L. | joseantoniomarina.net | | Diseño web