nombre
 
contraseña Entrar
Registrarse | Olvidó su contraseña
Banco Bibliográfico > The creative city > Capitulo 6 : El entorno creativo

Segunda parte. Las dinámicas de la creatividad urbana

CAPITULO 6. El entorno creativo

Un entorno creativo es un lugar-ya sea un grupo de edificios, una parte de una ciudad, una ciudad en su totalidad o una región-que contiene las necesarias precondiciones en términos de infraestructura o recursos estructurales (“hard”) y de contenido (“soft”) para generar un flujo de ideas e invenciones. Un ambiente así es un lugar físico donde una masa crítica de emprendedores, intelectuales, activistas sociales, artistas, administradores, brokers o estudiantes pueden operar en un contexto abierto de mente, cosmopolita, donde cara a cara la interacción crea nuevas ideas, artefactos, productos, servicios e instituciones y en consecuencia contribuye al éxito económico. Los recursos estructurales (“hard”) es el nexo de edificios e instituciones como institutos de investigación, establecimientos educativos, instalaciones culturales y otros lugares de encuentro así como servicios de apoyo como transporte, salud y comodidades. Los recursos de contenido (“soft”) son el sistema de estructuras asociadas y redes sociales, conexiones e interacciones humanas, que apuntalan y animan el flujo de ideas entre individuos e instituciones.

La capacidad de la interconexión en red que descansa en el corazón del ambiente creativo requiere organizaciones flexibles que trabajen con un alto grado de confianza, auto-responsabilidad y principios fuertes, a menudo no escritos.

Del estudio histórico se sacan cuatro conclusiones:

-para permanecer innovadoras las ciudades del futuro necesitan ser creativas e inventivas en todas las dimensiones: intelectualmente, culturalmente, tecnológicamente, organizativamente,
-en el contexto urbano la creatividad y la innovación necesitan ser vistas como un proceso holístico, integrado, cubriendo cada aspecto de la vida urbana,
-el énfasis en las nuevas formas de creatividad e innovación es necesario, reforzando el papel de las ciudades como lugares tolerantes, abiertos de mente. Los asuntos centrales son quizás la cohesión social, la fragmentación social y el entendimiento intercultural,
-la nueva ola de ciudades creativas e innovativas ponen el foco en generar una alta calidad de vida.

En todos los casos, la interconexión entre la diversidad de actores urbanos es central, como por ejemplo entre universidades e industrias.

Los pensadores urbanos (como Andersson, Hall, Toernqvist, Aydalot) consideran que las principales características de un entorno creativo son:
-un lugar donde un nivel de conocimiento original y profundo unido a un suministro de destrezas, competencia y personas que tienen la necesidad y la capacidad de comunicarse entre ellos,
-tener una base financiera sólida, adecuada para dejar sitio a la experimentación sin una rígida regulaicón,
-donde el desequilibrio entre las necesidades percibidas de los que toman las decisiones, los empresarios, artistas, científicos y críticos sociales y las oportunidades actuales existe,
-donde existe la capacidad para tratar con complejidad e incertidumbre sobre los futuros cambios en los campos culturales, científicos y tecnológicos,
-buenas posibilidades para la comunicación informal y espontánea, interna y externamente; una ambiente que busca la diversidad y la variedad,
-un ambiente multidisciplinaria y dinámicamente sinergístico que una especialmente los desarrollos en ciencias y artes,
-y, finalmente, inestabilidad estructural. A veces es necesario lanzar inestabilidades estructurales dentro de un contexto controlado.

El anclaje en lo local, necesario para fomentar la creatividad de la ciudad, se facilita a través de lo que Thrift llama “grosor institucional”, un medio de mantener lo local en lo global. Implica una combinación de elementos como: una fuerte interacción entre instituciones, una cultura de la representación colectiva a un nivel político, el desarrollo de un sentido del propósito industrial común y normas culturales y valores compartidos. La mera presencia de una red de instituciones locales no es suficiente, son la atmósfera social y los procesos de construcción de instituciones los que ayudan a crear la atmósfera.

¿Cómo se pueden aprovechar los detonantes de la creatividad? Muchos pueden ser los detonantes de la creatividad:

-presiones ineludibles (la necesidad, la escasez, la obsolescencia),
-lo inesperado y lo impredecible (el descubrimiento, la suerte),
-la ambición y la aspiración (oportunismo, emprendimiento, la búsqueda del beneficio; presiones competivivas),
-la participación y la reunión de ideas (debate, visión urbana),
-aprender de otros (centros de experiencia, inspiración desde fuera, conexiones inesperadas),
-circunstancias excepcionales (cambios políticos, crisis políticas),
-cambios de liderazgo (despejando el camino),
-celebrar la distinción local (restricciones locales, debido a leyes o tradiciones de un sitio),
-grandes adelantos conceptuales (cambiando el pensamiento, aprendiendo de los errores),
-detonantes simbólicos (la declaración de intenciones, el marketing del lugar, eventos señalados que sirven como punto de referencia de la ciudad, conceptos convertidos en marca),
-claridad estratégica (políticas creativas),
-crisis estructurales (crisis, inestabilidad).

La creatividad viene y se necesita desde todos los sectores (privado, público, tercer sector). El desafío para los estrategas urbanos es reconocer qué detonantes de la creatividad existen en cada ciudad y juzgar cuáles necesitan ayudar a generar.

Capitulo AnteriorVolver al Indice Capitulo Siguiente


acerca de | nota legal | condiciones de uso | contacto | Optimizada para Internet Explorer 800x600
© Empresas Filosóficas S.L. | joseantoniomarina.net | | Diseño web