nombre
 
contraseña Entrar
Registrarse | Olvidó su contraseña
Banco Bibliográfico > The fifth discipline > Capitulo 9 : Modelos mentales

Tercera parte. Las disciplinas clave: construyendo la organización que aprende

CAPITULO 9. Modelos mentales

Todos tenemos imágenes internas profundamente arraigadas de cómo el mundo trabaja, imágenes que nos impiden salir de las formas familiares de pensar y actuar. Por esto la disciplina de manejar los modelos mentales-sacando a la superficie, testando y mejorando nuestros cuadros internos acerca de cómo funciona el mundo-promete ser un gran paso adelante en la construcción de las organizaciones que aprenden.

Los modelos mentales afectan a lo que vemos y dan forma a nuestros actos. El problema no es si tienen razón o no, porque todos los modelos mentales son simplificaciones. El problema aparece cuando se vuelven implícitos-cuando existen por debajo de nuestro nivel de consciencia.

Si los modelos mentales pueden obstaculizar el aprendizaje, ¿por qué no pueden también ayudar a acelerar el aprendizaje? Esta simple cuestión se convirtió, con el tiempo, en el ímpetu para la disciplina de traer los modelos mentales a la superficie y desafiarlos para que pudiesen ser mejorados. Se trata de esta continuamente cuestionándonos a nosotros mismos.

Se deben desarrollar las destrezas en dos categorías amplias: destrezas de reflexión y destrezas de cuestionamiento. Las destrezas de reflexión se refieren a la desaceleración de nuestros procesos de pensamiento para que podamos hacernos más conscientes de cómo formamos nuestros modelos mentales y la forma en que influyen a nuestras acciones. Las destrezas de cuestionamiento se refieren a cómo operamos en interacciones cara a cara con otros, especialmente al tratar con asuntos complejos y conflictivos. Junto con las herramientas y métodos utilizados para desarrollar estas destrezas lo siguiente constituye el núcleo de la disciplina de los modelos mentales:

-plantando cara a las distinciones entre teorías propugnadas (lo que decimos) y teorías en uso (la teoría insinuada en lo que hacemos)
-reconociendo los “saltos de abstracción” (notando nuestros saltos desde la observación a la generalización)
-exponiendo la “columna de la mano izquierda” (articulando lo que normalmente no decimos)
-equilibrando el cuestionamiento con el apoyo (destrezas para el aprendizaje de la colaboración efectiva)

Hay que tener en cuenta que pueden existir muchos modelos mentales a la vez, y que no todos necesariamente pueden estar de acuerdo o converger.

LOS MODELOS MENTALES Y LA QUINTA DISCIPLINA: las dos disciplinas van juntas de manera natural porque una pone el foco en exponer las asunciones ocultas y la otra pone el foco en cómo reestructurar las asunciones para revelar las causas de problemas significativos. Lo que merece la pena de la integración del pensamiento sistémico con los modelos mentales no será solamente la mejora de nuestros modelos mentales (lo que pensamos), sin la alteración de nuestras formas de pensar: cambiar de modelos mentales dominados por los eventos a modelos mentales que reconocen patrones de cambio a largo plazo y las estructuras subyacentes que producen estos patrones.

Capitulo AnteriorVolver al Indice Capitulo Siguiente


acerca de | nota legal | condiciones de uso | contacto | Optimizada para Internet Explorer 800x600
© Empresas Filosóficas S.L. | joseantoniomarina.net | | Diseño web