nombre
 
contraseña Entrar
Registrarse | Olvidó su contraseña

CAPITULO 0. Introducción

Si observamos la evolución de la acepción del concepto de INTELIGENCIA, veremos que ésta ha evolucionado hacia diferentes acepciones, una de ellas es la que se ha denominado INTELIGENCIA EMOCIONAL y es la base del PROGRAMA EDUCATIVO que en esta obra se nos presenta. Dejando a un lado las destrezas más teóricas, intelectuales y formales, este tipo de inteligencia va a estar íntimamente ligada a las capacidades de conocimiento y control adecuadas a las emociones y al conocimiento empático “del otro”, constituyendo las denominadas -HABILIDADES DE LA INTELIGENCIA EMOCIONAL- que van a posibilitar al sujeto crear de forma voluntaria, un estado de ánimo o sentimiento a partir de las ideas que tiene sobre lo que ocurre. El objetivo de la obra no es otro que ayudar al alumno a SER FELIZ ¡menuda meta! Tal vez parezca utópico y este propósito sea demasiado ambicioso si a un -aprendizaje- nos estamos refiriendo, pero es cierto que si el alumno es capaz de solucionar problemas adaptándose a las circunstancias, se siente motivado, se siente capacitado para controlar su emotividad y posee habilidades empáticas entre otras cosas, tiene tal vez más posibilidades, o al menos más información para serlo. De este modo, la misión del programa que abordamos va a consistir en una reflexión profunda del alumno para que actúe de modo “inteligente”, o lo que es lo mismo, sepa identificar bien el origen y la naturaleza de las emociones, las controle y establezca relaciones adecuadas entre los pensamientos, emociones y comportamientos, sólo así, un estado de ánimo podrá encadenarse con otro igualmente favorable, permitiendo mejorar la autoestima y autoconfianza. Los contenidos que se van a trabajar en este programa se adecuan a las características de los alumnos que se encuentran en 3º y 4º de ESO y Bachiller. Se trata de una materia fácil de entender basada en situaciones comunes del día a día, muy variada y que comprende: test, cuestionarios, lecturas, ejercicios de relación, de dibujo, de discriminación y de autoevaluación. El docente va a tener un papel fundamental en la misión de transmitir de manera coherente cada uno de los bloques que forman el programa, de él va a depender en parte, que el alumno se “enganche”en una materia que puede resultarle ajena y extraña en un principio, por lo que sus instrucciones y orientaciones deben ser breves y claras para conseguir los objetivos marcados; además, es importante que conozca distintas técnicas de trabajo en equipo para que su aplicación en el aula sea lo más provechosa y eficaz posible.

 Volver al Indice  


acerca de | nota legal | condiciones de uso | contacto | Optimizada para Internet Explorer 800x600
© Empresas Filosóficas S.L. | joseantoniomarina.net | | Diseño web